Azzam, el yate más grande del mundo


¿Qué te parece el “barquito” de la fotografía? Se llama Azzam y con 180 metro de largo es el yate más grande del mundo jamás construido, destronando a “Eclipse”, de 165 metros, del billonario ruso Roman Abramovich. Azzam ha sido adquirido por la familia real de los Emiratos Árabes Unidos.

Este súper yate, fabricado por la empresa alemana Lürssen Yachts, cuenta con seis puentes y una sala de 550 metros cuadrados, decorada al estilo imperial por un diseñador francés. Para que te hagas una idea de lo grande que llega a ser el yate, la nave es más larga que 12 autobuses de dos plantas juntos.

Uno de los más rápidos

Pero Azzam no solo es el yate más grande del mundo, también se espera que sea uno de los más rápidos. Según la revista “Yachts France”, la nueva embarcación puede alcanzar los 31,5 nudos, una auténtica proeza técnica. Esto es posible gracias a que Azzam está impulsado por una combinación de 2 turbinas de gas y dos motores de diesel, con un total de 94,000 caballos de fuerza.

La identidad del propietario

Aunque la compañía ha querido mantener en secreto la identidad del propietario, se ha confirmado que el Yate ha sido construido por petición del presidente de Emiratos Árabes, el jeque Jalifa ben Zayed al Nahyan, algo que tampoco ha extrañado, ya que la mayor cantidad de barcos de este tipo se concentra en Oriente Medi (31), seguido por Rusia (19) y Estados Unidos (17). Al parecer, el jeque pagó nada menos que 627.4 millones dólares americanos por su construcción.

El tercer yate más grande, llamado Dubai, mide 162 metros y es propiedad de Sheikh Mohammed bin Rashid al-Maktoum, el emir de Dubai. En cuarto lugar se sitúa «Al Said» con sus 155 metros, que pertenece al sultán de Omán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *