10 consejos a tener en cuenta antes de viajar en avión

cola-embarque-avion
¿Preparado para una escapada o para disfrutar de tus merecidas vacaciones? Si la respuesta es afirmativa y vas a volar próximamente, te recomiendo tomar nota de lo que te cuento en este artículo, ya que voy a compartir una serie de consejos que deberías tener en cuenta antes de viajar en avión. ¿Empezamos?

1- Las maletas

Recuerda que existen una serie de restricciones que tienen que ver con el número de maletas que puedes llevar y el peso de las mismas. Debes fijarte en ello antes de hacer la reserva, ya que en algunos casos ni siquiera está incluida una maleta en el precio del billete. Si te toca reservar en el aeropuerto perderás más tiempo y tendrás que pagar más de lo pagarías haciéndolo por Internet.

La mayoría de aerolíneas te permiten llevar equipaje de mano, que normalmente no puede superar los 55x40x20 cm ni puede pesar más de 10 kilos. En cualquier caso, es importante que te informes sobre ello antes de preparar la maleta para no tener que pagar por exceso de peso una vez estés allí. De hecho, en muchas ocasiones también puedes llevar un bolso o una bolsa de las que se utilizan para guardar el ordenador portátil.

maleta-aeropuerto

2- Equipaje prohibido

Como es lógico, cualquier sustancia explosiva o inflamable como petardos o cilindros de gas se quedarán en tierra. Lo mismo sucede con bisturís y otro tipo de elementos con punta afilada, armas de fuego o cualquier elemento que pueda disparar un proyectil o provocar lesiones.

El tema de los líquidos suele ocasionar algunos problemas, ya que no está permitido llevar más de 10 botellas de 100 ml cada una en el equipaje de mano. Además, hay que colocarlas en una bolsa transparente para que sean visibles en el momento de pasar el control. Las únicas excepciones las encontramos en los medicamentos y en los lácteos fabricados para los bebés, ya que en ambos casos no hay limitación alguna.

Artículo recomendado: Equipaje de mano: ¿qué puedes y qué no puedes llevar?

3- El ritual del check-in

Afortunadamente, en todos los países del mundo se llevan a cabo controles para garantizar la seguridad del vuelo. Eso significa que tendrás que pasar por un punto de control en el que examinarán todo lo que llevas y te obligarán a pasar por una puerta de control, lo que en ocasiones implica que tengas que quitarte hasta los zapatos. Deberás quitarte todo lo que lleves en los bolsillos y cualquier cosa metálica, como por ejemplo un reloj o una pulsera.

checkin-aeropuerto

4- Reglas específicas de cada país

Cada país tiene sus propias reglas y conviene conocerlas para no llevarse un disgusto. En la Unión Europea, por ejemplo, no se permite la entrada de alimentos de origen animal que procedan de un país que no forma parte de la Comunidad Europea.

Artículo recomendado: ¿Puedo viajar en avión estando embarazada?

5- Vestimenta

Es importante viajar cómodo en el avión, sobre todo si se trata de un viaje largo. Por eso hay que evitar ponerse prendas apretadas y es mejor decantarse por tejidos lo más elásticos posible. Eso sí, tampoco caigas en el error de ir con poca ropa porque el aire acondicionado suele funcionar a toda máquina, motivo por el cual muchas veces te ves en la obligación de pedir una manta para resguardarte del frío. Los pantalones cortos y las faldas, por ejemplo, es mejor evitarlos.

vestimenta-avion

6- Olvídate del teléfono

Recuerda que no vas a poder utilizar el teléfono durante el vuelo. Lo tendrás que poner en “modo avión” o apagarlo, ya que las aerolíneas prohíben su uso por interferir con su buen funcionamiento. Lo que sí es posible es conectarse a una red WiFi, pero lo malo es que la compañía aérea que ofrece esta posibilidad suele cobrar por permitir su uso.

Artículo recomendado: Los peores hábitos de los pasajeros de avión.

7- Come lo que quieras

Nadie podrá evitar que comas, así que puedes subirte lo que te plazca. El único problema te lo vas a encontrar con las bebidas, ya que a menos que las hayas comprado en el aeropuerto, no te dejarán subirlas contigo al avión. Tendrás que comprar bebida cuando pase el personal de tripulación, lo que implica gastarse mucho más que en tierra. La leche para bebés sí que está permitida.

comiendo-en-el-aeropuerto

8- Evita que se te taponen los oídos

No siempre pasa, pero es posible que los cambios de presión taponen tus oídos llegando incluso a lesionar tus tímpanos. Para evitar ese problema tan desagradable lo mejor es masticar un chicle justo antes de despegar y justo antes de aterrizar, ya que son los momentos en los que más se nota ese cambio de presión.

Artículo recomendado: Las dudas más frecuentes al volar.

9- Piensa planes para los niños

Si el viaje es largo y no es por la noche, es probable que los niños lleguen al punto de aburrimiento máximo que hace que se conviertan en pequeños Gremlins. En parte eso es responsabilidad tuya, ya que deberías hacer todo lo posible para que se entretengan durante las horas de vuelo. ¿Cómo? Con juguetes, con hojas para pintar, con libros, con un vídeo de sus dibujos favoritos… Ingéniatelas para que el viaje no se te haga eterno.

nino-en-el-avion

10- Muévete e hidrátate

Esto es especialmente recomendable cuando se trata de un viaje largo. Moverse e hidratarse hará que el vuelo sea mucho más llevadero, así que levántate de vez en cuando para ir al baño y haz todo lo posible por beber agua o cualquier otro refresco, evitando las bebidas gaseosas en la medida de lo posible.

Artículo recomendado: Consejos para dormir en el avión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *