Visitas imprescindibles en Budapest


En Europa tenemos un montón de ciudades muy interesantes que merece la pena visitar, y aunque todo el mundo tiene como primeras opciones grandes capitales como Madrid, Londres, París o Berlín, lo cierto es que las que no son tan famosas también tienen mucho que ofrecer. Una de ellas es Budapest, capital húngara y con una gran variedad de lugares de interés.

Budapest es también una de las ciudades europeas con más marcha por las noches y con mucho ambiente joven, así que si estás en esa franja de edad, la experiencia será mucho más completa. Toma nota de los lugares de interés más importantes y que debes visitar sí o sí durante tu viaje a Budapest:

Museo Hospital Búnker


Es un museo que está bajo tierra y que fue un hospital búnker durante la Segunda Guerra Mundial. Allí se conservan muchos objetos y artefactos de esa época, como aparatos médicos o cajas de víveres. En cada sala hay maniquíes que recrean cómo era la vida allí cuando el búnker estaba operativo, y hasta en un momento del recorrido tienes la posibilidad de activar una alarma antinuclear. Por supuesto, tiene una tienda en la que poder comprar recuerdos de lo más original.

Parlamento


Es el símbolo de la ciudad, el lugar perfecto para empezar la ruta cualquiera que vaya a ser el recorrido. Es un edificio del siglo XIX que alberga en su interior la corona con la que cada rey fue coronado, la cual está custodiada por varios guardianes que apenas los ves parpadear. Hoy en día da cobijo a los políticos cuando tienen que decidir las cosas más importantes de la nación.

Mercado Central


Se construyó a finales del siglo XIX y es el mercado más grande, famoso y emblemático de la ciudad. En el sótano están los puestos de pescado, en la planta baja los de frutas, dulces y embutidos, y en la planta alta hay varios restaurantes para degustar los mejores productos locales. Imprescindible comer ahí un Gulash, que es un guiso de carne con verduras y pimentón, mucho pimentón.

Fuentes termales


Budapest se construyó sobre una falla de la que emanan más de un centenar de fuentes termales, que son visitadas por miles de ciudadanos y turistas, especialmente los fines de semana. El balneario de Széchenyi es el que acoge las termas más espectaculares, teniendo además 15 piscinas interiores, baños turcos, saunas y piscinas exteriores.

Parque de las Estatuas Comunistas


Durante la época comunista, docenas de estatuas inundaban las calles de la ciudad, y cuando finalizó esa etapa, en vez de tirarse se concentraron todas en un parque de las afueras como recuerdo de una parte importante en la historia de la ciudad. Allí hay estatuas de Lenin, Marx o Engels, monumentos militares del Ejército Rojo y hasta un monumento en el que se reflejan los nombres de varias ciudades europeas, incluyendo algunas españolas.

Cuevas del Pálvölgyi


Estas cuevas son uno de los lugares naturales más espectaculares de Budapest, y no solo puedes realizar espeleología en ellas sino que también podrás darte un relajante baño termal. Tienen 120 kilómetros de longitud, así que no es un lugar apto para claustrofóbicos ni para aquellos que se agobien si no ven la luz del sol en mucha distancia.

Estudios de cine


Aquí está Korda Filmpark, estudios de cine que son muy importantes no solo en la historia de Hungría sino también de toda Europa. Hay varios decorados de series de televisión y películas que se han grabado allí, como “Hellboy” o “Los Borgia”. Además, puedes ver reconstrucciones exactas de una calle de Brooklyn o un pequeño pueblo en la época del Renacimiento italiano. Una maravilla, especialmente para los cinéfilos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *