Qué comer en Ámsterdam


En varias ocasiones hemos hablado en Vuela Viajes de lo importante que es descubrir la gastronomía local en cualquier lugar que visitemos. Todas las gastronomías son diferentes aunque tengan cosas en común con otras, y es fantástico poder descubrir los sabores, texturas y combinaciones que se pueden encontrar en los platos de otros lugares. Ir de viaje a otra ciudad o país y no probar su gastronomía es irte sin descubrir una de sus grandes riquezas.

Hoy me gustaría escribir sobre la gastronomía de Ámsterdam, una ciudad en la que el queso es su gran estrella culinaria, al igual que en el resto de Holanda. Si te gusta el queso, en la capital holandesa te sentirás en el paraíso ya que hay infinidad de tipos con diferentes texturas y sabores, tanto suaves como fuertes. Los quesos holandeses más famosos son el Edam y el Gouda, pero hay muchísimos más. De todas formas, no me centraré en el queso sino en las 2 delicias gastronómicas más importantes de la ciudad.

Delicias imperdibles

Stroopwafels: es perfecto para golosos ya que es el dulce más famoso. Son dos galletas de mantequilla de un tamaño más grande que las habituales y que se juntan, poniendo en el medio un sirope muy dulce que puede ser de diferentes sabores. Las puedes encontrar a cada paso y en cualquier rincón puedes ver a alguien comiéndolas en cualquier momento del día.


Pannekoeken: es la otra gran delicia de Ámsterdam, algo similar a un crêpe pero con mayor peso y consistencia que los franceses. Siempre se comen rellenos, tanto de ingredientes dulces como salados. Así, se puede rellenar con mermelada, helado, miel, queso, jamón, panceta, nata… Una maravilla que sirve tanto como primer plato como para merendar. Los puedes encontrar en restaurantes, bares, establecimientos especializados o incluso en puestos callejeros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *