Un hotel en una isla desierta

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Viendo la fotografía, este parece un lugar recreado por ordenador. Un paraíso sacado de una película, en el que el tiempo parece no pasar. Pues bien este pequeño paraíso es real. Escondido entre los atolones de las Maldivas se construyó este increíble hotel llamado Huvafen Fushi. El cual como podemos apreciar se aposenta sobre una hermosa laguna de aguas cristalinas, playas de arena blanca e infinitas horas de sol. Un exuberante entorno que justifica con creces la visita a estas islas.

Los cuarenta y tres pabellones y bungalows con los que cuenta el hotel se caracterizan por una simplicidad decorativa con la que se pretende conectar sus huéspedes con la naturaleza. Eso sí, no por ello dejaremos de encontrar en todos ellos detalles de auténtico lujo. Entre otros podrás encontrar desde unos impresionantes y enormes baños, hasta modernos televisores de plasma o increíbles suelos de cristal que te permitirán contemplar el agua que discurra bajo tus pies.

Además, el chef del hotel mima a la perfección el estómago y la salud de todos los clientes. Podrás degustar una portentosa oferta gourmet, elaborada toda ella con productos frescos traídos de todas las partes del mundo. Todo ello en una mesa situada por ejemplo en la orilla de la playa bajo las estrellas.

Hacer una visita también al Lime Spa de Huvafen Fushi, es una muy buena manera de descubrir el rico patrimonio marino de estas hermosas islas. Este es el primer spa subacuático de todo el mundo, y en el los peces te acompañarán durante tu memorable experiencia. Si tienes la ocasión y puedes permitírtelo lo dejes pasar un sitio como este.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *