5 planes románticos en Roma

Roma-puente
De Italia es imposible mencionar una ciudad sin etiquetarla mentalmente. A Milán se la relaciona con el diseño, la moda y el mobiliario; a Módena con el buen vinagre y los Ferrari; a Florencia con el Renacimiento; a Venecia con el romanticismo… Pero, ¿qué pasa con Roma?

Su coliseo nos recuerda que fue la capital del glorioso Imperio Romano, un lugar por el que pasaron todo tipo de emperadores que dejaron huella. Sin embargo, hay que decir que la ciudad más importante de Italia es algo más que el escenario preferido de muchos historiadores. Allí también se respira amor, sobre todo si se ponen en práctica planes tan románticos como los que comparto contigo en este artículo. ¿Me acompañas?

Puente Milvio

Ponte-Milvio
Un libro tan romántico como ‘Tengo ganas de ti‘, del italiano Federico Moccia, logró que el Puente Milvio se llenara de candados enganchados por parejas que querían inmortalizar su amor. Sin embargo, la mayoría de los representantes del municipio XX de Roma aprobaron la retirada de los candados en 2011, así que no vas a ver ni la mitad de los que aparecen en la fotografía. ¿El motivo de la retirada? Por lo visto, los candados ponían en peligro la estabilidad de las farolas y los muros. A pesar de ello, puedes ir al Puente Milvio para imaginarte en el lugar donde los protagonistas de ‘Ho voglia di te’ colocaron un candado con mucho significado.

Foto: Fanpage

La Fontana di Trevi

Fontana-di-Trevi
Es uno de los monumentos más espectaculares y visitados de Roma. Es un fantástico exponente del Barroco que mide 20 metros de ancho por 26 de alto, lo que la convierte en la fuente más grande de la capital de Italia.

El mito de la Fontana di Trevi es lo que podemos relacionar con el romanticismo. Según la película ‘Tres monedas en la fuente’, de 1954, lanzar monedas al agua puede tener tres significados distintos:

– Si lanzas una moneda volverás a Roma
– Si lanzas dos monedas tendrás un nuevo romance
– Si lanzas tres monedas te casarás o te divorciarás

También hay quienes dicen que arrojar tres monedas con la mano derecha por encima del hombro trae suerte, así que no te extrañe ver a otros turistas haciéndolo. De hecho, se estima que al año se arroja más de un millón de euros en monedas, dinero que se utiliza para financiar proyectos de caridad y solidaridad.

Foto: El Universal

El Jardín de los Naranjos

el-jardin-de-los-naranjos
Está en el Parque Savello, al que prácticamente todos llaman el Jardín de los Naranjos por la multitud de naranjos que encontramos allí. Es un lugar ideal para disfrutar del atardecer en buena compañía, más que nada por las vistas privilegiadas que ofrece de la ciudad. Lo diseñó Raffaele De Vico en 1932 y desde entonces ha sido uno de los principales reclamos para los turistas que buscan tranquilidad, además de ser muy apreciado por los lugareños. A diferencia de lo que sucede en otros puntos de Roma, allí puedes tomarte un respiro rodeado de vegetación mientras disfrutas del aroma de las naranjas.

Foto: Like a Local Guide

Paseo en barca en el estanque de Villa Borghese

Villa-Borghese
En el parque más importante de Roma, que se abrió al público en 1903 por decisión de la familia Borghese, puedes deleitarte con un agradable y romántico paseo en barca. La entrada a los jardines, que están abiertos las 24 horas, es gratuita. Lo que es de pago es la Galleria Borghese, cuya entrada cuesta 15 euros (8,50 euros si eres ciudadano de la Unión Europea con entre 18 y 25 años o 2 euros si eres menor de 18 años). Allí también está el Zoo de Roma, el Reloj de Agua de Pincio y el Silvano Toti Globe Theatre, una copia del Shakespeare’s Globe Theatre de Londres.

Foto: National Geographic

Parque de los Acueductos

parque-de-los-acueductos
Pasear por Roma de la mano es muy romántico, pero es probable que quieras pasar un tiempo alejado del bullicio de la gran ciudad junto a tu pareja. En ese caso te recomiendo el Parque de los Acueductos, que está a 8 kilómetros del centro y es accesible en metro gracias a las estaciones Lucio Sesto y Giulio Agricola (línea A). También puedes ir en bus cogiéndolo cerca de la Plaza de Cinecittà.

En el parque puedes ver dos acueductos, el Aqua Felix y Aqua Claudia, además de un palacio del siglo II. Puedes alquilar bicis para dar un paseo en un entorno maravilloso en el que se respira paz y tranquilidad.

Foto: Pinterest

Artículo recomendado: 10 planes románticos en Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *