El Palacio del Rector en Dubrovnik


Dubrovnik es una preciosa ciudad en Croacia que es además Patrimonio de la Humanidad. Allí hay lugares preciosos que puedes recorrer, especialmente los que están en su centro amurallado, una auténtica delicia para los visitantes, sobre todo si lo puedes divisar desde alguna de las montañas de la zona. Uno de los lugares que más me gustan es el Palacio del Rector, probablemente el más destacado de la ciudad. Si vas a viajar a Dubrovnik deberás elegir ya que hay muchísimos palacios, museos y otro tipo de atracciones, pero ésta sin duda debe ser una visita imprescindible en tu agenda.

La fachada es una auténtica obra de arte con varias figuras esculpidas que sostienen todos los pilares a lo largo del edificio. En el interior hay un gran patio central con varias salas y estancias que se alinean en torno al mismo tanto en la planta baja como en la superior. En el atrio se suelen hacer conciertos durante el verano, siendo además una de las sedes del famoso Festival de Verano de Dubrovnik. En la planta superior está el Museo de Historia, en donde se exponen objetos del antiguo reino con un gran despliegue de decoración típicamente dálmata y veneciana y con preciosos tejidos y tapices que decoran techos y paredes.

Antiguamente era la sede oficial del poder en la vieja República de Ragusa, ya que ahí el Rector ejercía su gobierno y solo abandonaba el palacio en ocasiones muy excepcionales. Se reconstruyó en el siglo XV con una mezcla de estilos renacentistas y góticos debido a las dos explosiones que se dieron en la ciudad en ese siglo. Volvió a reformarse después de que un gran terremoto lo dejara gravemente dañado en 1667. Tanta es la importancia del Palacio del Rector que sale en los billetes de Kuna, la moneda nacional croata, concretamente en el anverso de los de 50HRK.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *