Pasear en camello por las Pirámides de Egipto


Los camellos son un medio de transporte muy común en Egipto, y mucha gente suele utilizarlos para dar excursiones por desiertos y terrenos areniscos. Si vas a visitar las famosas Pirámides de Egipto es muy recomendable que una vez allí des un paseo en camello, es una de esas actividades obligadas como otras que te puedes encontrar por el mundo (un paseo en barco por el Sena, un paseo en góndola en Venecia…).

Hay que decir que antes había muchos camellos en los alrededores de las Pirámides para poder hacer la excursión, pero debido al acoso de muchos camelleros a los turistas para que los contrataran, el gobierno decidió restringirles el acceso y ahora están en la zona del desierto pero también con el paisaje de las Pirámides así que es una opción ideal. Recuerdo que mi madre hizo esta excursión hace algunos años y quedó encantada, y yo la hice en Canarias y he de decir que es fantástica la sensación de estar en un camello y tener un paisaje maravilloso alarededor.

A la hora de contratar un paseo en camello en Egipto tienes que tener cuidado con los precios y con el tiempo que te ofrecen, ya que en muchos casos suele salir muy caro así que tendrás que negociar para que te compense y no te sientas estafado. Lo mejor es que negocies directamente con los camelleros ya que si contratas las excursiones que te ofrece el hotel siempre te saldrá más cara. Hay numerosas excursiones de diferentes tiempos y siempre te ofrecerán primero la más cara, así que ve negociando hasta encontrar la que realmente quieres no solo por contenido sino también por precio.

Está claro que el precio puede variar mucho de una persona a otra ya que no solo va en función de tus artes en la negociación sino también de la época del año o de la empresa que vayas a contratar para la excursión. Lo que sí te puedo decir es que realmente merece la pena porque será una experiencia única y en un paisaje inigualable. Procura coger una que tenga tiempo suficiente como para poder disfrutarlo, que muchas veces cogemos las más baratas y por un poquito más lo habríamos disfrutado de otra manera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *