Hacer un crucero por el Támesis

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Los cruceros están cada vez más de moda, no solo en los que podrás recorrer varias ciudades sino también los que podrás hacer en una misma ciudad y que solo dure unas horas. En París, hacer un crucero por el Sena es casi algo obligado para cualquier turista, y en Londres parece que hacer un crucero por el Támesis está empezando a convertirse en algo que hacen todos los turistas.

Por todos es sabido que en Londres hay infinidad de lugares de interés para visitar, pero también merece la pena dedicar una horas a este pequeño crucero, viendo así la ciudad desde otro punto de vista. El Támesis parte la ciudad en dos y es la ruta perfecta para conocer las partes más importantes. Tiene 346 kilómetros de longitud y no solo pasar por Londres sino que también lo hace por Gloucestershire, Oxford y Eton, desembocando en el mar del Norte.

Así son

Hay diferentes tipos de cruceros, desde los que son puramente turísticos hasta los más especiales con almuerzo o cena. Además, hay otros cruceros que son por la noche y en los que se organizan bailes. Durante la época navideña hay varios cruceros especiales, concretamente el día de Navidad y el de Año Nuevo. Son cruceros de entre 30 minutos y 3 horas, con diferentes precios para que puedas hacer el que mejor le vaya a tu economía.

Recorridos

Los cruceros salen desde diferentes puntos, los cuatro muelles principales que tiene el Támesis: Westminster, Tower, Waterloo y Greenwich. Puedes subir y bajar en la parada que quieras, así que puedes utilizarlo no solo para dar un paseo sino también como transporte. Hay un guía que va contando la historia de los monumentos que se van viendo, como la Torre de Londres, el Puente de Londres, el antiguo crucero de combate HMS Belfast, el museo Tate Modren, el London Eye, la Catedral de San Pablo o el Big Ben.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *