Viajar a Pleven en Bulgaria


Bulgaria es uno de los países europeos que más turismo gana cada año, algo que consigue no solo gracias a la belleza de sus ciudades y paisajes sino también porque es un destino más económico que otros como Francia, Reino Unido o Alemania. A lo largo de toda su geografía podrás encontrar ciudades y pueblos con muchísimo encanto y con una gran historia que contar.

Aunque la más conocida de todo el país es Sofía, su capital, hay muchas otras que merece la pena, y mucho, visitarlas. Una de ellas es Pleven, que es la séptima más poblada y que está en el norte. Es uno de los centros económicos más importantes de Bulgaria y en ella podrás encontrar muchos lugares de interés para visitar y cosas muy interesantes que hacer, consiguiendo así pasar unas vacaciones muy completas. Ya sea para una visita de un día o para estar una semana, Pleven tiene mucho que ofrecer.


La primavera y el verano son las mejores épocas para visitar esta ciudad ya que tiene un clima cálido, pero lo cierto es que en otoño e invierno también está muy bonita, así que el frío no debe ser un impedimento para poder disfrutarla. Allí se hicieron numerosos hallazgos arqueológicos hace muchos años, siendo incluso de los más importantes que se descubrieron por todo el país.


Muchos de los monumentos que hay en la ciudad tienen relación con la guerra ruso-turca que hubo en la antigüedad, llegando a contarse más de 200 de todo tipo. Uno de los lugares más interesantes y que es visita obligada es la Capilla St. George, en la que está el Mausoleo Conquistador que se construyó en honor a los soldados rumanos y rusos que murieron en aquella época. El Pleven Panorama es otra de las atracciones más importantes, un lugar desde el que podrás ver la ciudad desde un punto de vista muy especial.


Si te gustan los museos no puedes dejar de visitar el Museo Histórico Regional de Pleven, que cuenta con varias exposiciones de artistas búlgaros y también con otras con los artistas europeos más importantes, como Goya, Picasso, Chagall, Maurice, Daumier, Rodin, Degas, Dalí o Renoir. Si puedes, no dejes de acudir a alguna representación al Teatro Ivan Radoev, que es el pulmón teatral de la ciudad y que tiene una magia muy especial, así que aunque no hables el idioma merece la pena ver alguna obra.

Bulgaria,
>

También te puede interesar...

1 comentario

  1. Que bonita descripción de mi ciudad natal!!!! Lo único que le falta es tener playa pero a falta de ella esta la orilla del río Vit y algún que otro lago.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *