Diez paraísos naturales en España para disfrutar en barco

playas-barco
El barco siempre suele asociarse al verano. Es una época del año en la que no solo se hacen cruceros, sino que muchas personas aprovechan para sacar sus embarcaciones propias o bien alquilar yates, veleros… para vivir unos días inolvidables. Es una opción que permite disfrutar de parajes y entornos naturales que serían imposibles de vislumbrar y de alcanzar por otro medio. En España, hay varios entornos que son auténticos paraísos. ¿Quieres saber cuáles son? Aquí te hacemos algunas propuestas para recorrer la costa peninsular.

Galicia

Galicia es una de las autonomías dentro de España con más destinos dentro de este listado de propuestas. Una de las opciones es la cala Mi Señora, que está en la localidad de Cedeira, en A Coruña, y cerca del faro Punta Robaleira. Es un lugar de aguas tranquilas y arena dorada, que es idóneo para el relax y disfrutar de la naturaleza.

También en Galicia, pero en este caso en Pontevedra, en las Islas Cíes, se encuentra la playa de Rodas, que se caracteriza por tener una flora y fauna únicas. Además es una de las zonas con mejor paisaje, que solo se puede disfrutar en barco. No hay ninguna otra manera de llegar.

Cataluña

En Cataluña, la provincia de Gerona es la que concentra las principales calas y playas solo accesibles por barco. Entre las mejores opciones está L’Estartit con la Cala Ferriol, que tiene reducidas dimensiones, ya que mide 25 metros de largo y 45 de ancho. Uno de sus mayores atractivos es el bosque de pinos que la rodea. Aparte, es un destino poco concurrido, lo que hace que todavía sea más interesante para realizar una visita o parada y disfrutar de un buen baño en sus aguas cristalinas.

playas-barco
También en Gerona, pero entre las localidades de Tossa de Mar y San Feliu, se localiza la Cala Futadera, que es conocida popularmente como “la cala de los 300 escalones”. Este paraje ofrece unas impresionantes vistas. Y es que es una maravilla ver el contraste de las aguas turquesas con el verde de los árboles de los alrededores y el tono rosado de las rocas de la zona.

Andalucía

Otras comunidades como Andalucía son también atractivas. Por ejemplo, en Almería, está la Cala de San Pedro, que está situada en el parque natural del Cabo de Gata. Aunque es posible llegar a ella a pie desde las playas de las Negras, lo cierto es que el camino es largo. Además, en el barco, se observa mejor el paisaje. Esta cala se caracteriza por sus aguas turquesas y arena fina distribuida en los 250 metros que tiene. Otra de sus ventajas es que es un destino ideal para observar la vida marina y practicar actividades como el buceo.

En la provincia de Málaga, cerca de la localidad de Nerja, está la Cala del Pino, que es está considerada como una de las más idílicas de España por su arena fina y su división en dos pequeñas playas dentro de un entorno de acantilados y pequeñas cuevas. Las aguas son cristalinas y tranquilas, lo que facilita la navegación y el buceo. También es un lugar en el que hay que pararse a observar su flora endémica, que es de alto valor ecológico.

Comunidad Valenciana

Y la lista de propuestas se cierra con la Comunidad Valenciana. Y aquí se pone rumbo a Alicante para llegar a la Cala Dels Testos, que es un destino que se caracteriza también por ser poco concurrido. Este paraje es muy llamativo y sorprendente porque es una playa que está enclavada en un entorno natural que se sitúa entre dos paredes de piedra verticales.

Son solo algunas opciones que se pueden tener en cuenta para visitar otras zonas en barco y evitar los lugares más concurridos y el turismo de masas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.