Viajar a Darwin


Darwin, está en la zona más septentrional de Australia. Su clima tropical y la proximidad a los vecinos del norte de Australia, han atraído a muchos inmigrantes asiáticos, que a su vez han contribuido a convertir esta ciudad fronteriza, un poco tranquila, en un lugar multicultural y que desea ser descubierto por los viajeros rápidamente. Su pasado es algo turbulento.

Aunque es relativamente pequeño y muy tranquilo, Darwin ha sufrido una historia un poco dura. Durante la Segunda Guerra Mundial, los bombarderos japoneses atacaron la ciudad 64 veces, matando a alrededor de 900 personas y destruyendo 77 aviones y varios barcos. Luego, en la Nochebuena de 1974, la ciudad fue casi totalmente arrasada por el ciclón Tracy. Este ciclón se convirtió en el más veloz que jamás antes se había visto en el continente australiano. Poco a poco, la zona ha conseguido recuperarse.

Está considerado como la puerta de entrada al famoso mundo del Parque Nacional de Kakadu, el magnífico Parque Nacional de Litchfield, el espectacular desfiladero de Katherine, y los peñascos de color rojo de la región de Kimberley. Como verás, ya puedes prepararte para grandes y excitantes caminatas. Darwin está dominada climatológicamente por dos estaciones bien diferenciadas.

La temporada de lluvias, conocida localmente como ‘The Wet’, va aproximadamente desde principios de noviembre hasta finales de marzo, y la estación seca, o ‘The Dry’, por lo general dura desde abril hasta octubre. No te sorprendas si debes parar una par de días tu viaje por las lluvias torrenciales que duran un par de horas al día durante la estación húmeda. Durante esta época la humedad es muy alta. La estación seca se caracteriza por noches frescas y días calurosos.

Viajes,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *